Por qué es imposible no amar ‘Spiderman: No Way Home’

¡Hola, superestrellas! ¿Cómo estáis?

La semana pasado se ha estrenado una película que los fans del MCU y de Peter Parker —un servidor, por ejemplo— llevan esperando mucho tiempo. Al fin veremos el nuevo capítulo de la vida de Parker y sus seres queridos, donde la verdad ha salido a la luz y ahora todo el mundo sabe quién es el hombre-araña… Esta película tiene mucho de lo que hablar, así que ¿por qué no empezamos ya?

Pero antes que nada, advertiros de que esta reseña contendrá spoilers y recordaros que podéis suscribiros al blog para nuevos posts y seguirme tanto en Instagram como en TikTok. Dicho esto… ¡Al lío!

En esta película nos encontramos a un Peter mucho más maduro y responsable, pero que a la vez no ha perdido esa energía tan divertida y juvenil que le caracteriza. Y aunque él mismo parezca el personaje protagónico, el papel del Doctor Strange es crucial para la trama, lo cual convierte esta película en un dueto liderado por Parker.

Dentro de las dos horas y media de historia (que se pasan volando) también hay bastante subtrama personal que hace que conozcamos más a los personajes que rodean a Parker, especialmente MJ —la cual se gana nuestros corazones con la interpretación de Zendaya— y Hobgoblin —un personaje que no logra caerme bien del todo, con un humor simplista y caracterizado como el personaje-estorbo—. Sin embargo, también tenemos que hablar de la tía May y Happy, ambos más que amados por el fandom.

Además, si eso no era suficiente, aparecen dos personajes que muchos dilucidábamos y que desde luego han hecho de esta película una de las mejores y más completas de todo el universo: que Tobbey Maguire y Andrew Garfield hayan formado parte de esta película como los Spiderman’s de otros universos simplemente hace que cualquier fan llore de la emoción.

Y no solo eso, sino que consigo traen un montón de chascarrillos y easter-eggs de sus películas pasadas, lo cual hace que te entren ganas de volver a vértelas. Desde luego que, el año que viene, cuando Disney+ meta esta película en su catálogo, un servidor piensa hacerse maratón de las nueve. El momento más duro (y esto es una opinión personal) de la película, y eso que hay para elegir, es en el que MJ es salvada por el Spiderman de Andrew Garfield, resarciéndose así de la vida que no pudo salvar en el pasado. Simplemente, lágrimas.

Y no olvidemos otros cameos como el del mismísimo Daredevil o el Venom de Tom Hardy que descubrimos en la escena post-créditos… Además de todos los villanos de las películas pasadas del hombre araña… Dejando a un lado mi crítica profesional… ¡sigo flipando!

Los efectos especiales de esta película se mezclan con los del mundo de Strange, lo cual vuelve a la película el doble de interesante. Además, se puede apreciar en muchos de los planos el maravilloso trabajo de fotografía, iluminación y colorimetría que tiene la producción. Los actores salen fantásticos y solo por ver la estética del superhéroe ya vale la pena la película… Y claro está, sumándole un buen montaje, los aspectos técnicos de la película están más que logrados.

Regresando a la narrativa de la historia, muy bien elaborada y nada liosa para lo complicada que es en realidad, la película no nos deja descansar en el asiento en ningún momento, llenando cada minuto con algún plot twist que te haga de nuevo volver a reengancharte a la historia. No sabemos aún qué será del futuro de Peter Parker, porque Marvel está lleno de desenlaces alucinantes en sus películas…, pero ninguno tan inesperado como este.

La tercera entrega del chico araña de Holland está repleta de giros, sorpresas y mucha, mucha acción. Cualquier fan —tanto de este spidy como de cualquier otro— estará contentx hasta el último momento con esta película. Se lleva un 4,9 sobre 5.

Puntuación: 5 de 5.

¡Y ya estaría! Espero que os haya gustado la reseña. Mientras tanto, podéis seguirme tanto en el blog como en mi canal de YouTubeTikTok e Instagram, donde subo semanalmente contenido que a lo mejor te guste.

Nos vemos pronto,

RP

Escrito por

Nacido en el Madrid de 1998. Amante del cine, los libros y su ciudad. Nada como la buena música, la elegancia y vivir la vida siempre siendo uno mismo. Instagram: drigopaniagua. YouTube: Rodrigo Paniagua

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s